- Córdoba, Argentina

Los agricultores salvaron los “fierros”

Opinión - Martes 21 marzo, 2017


martin-cabecera

 

Este mes se realizó ExpoAgro en Ramallo (BA), la primera mega muestra del año, que sirve como termómetro para medir el estado de ánimo de una parte de los productores agropecuarios de la región pampeana.

 

Según las crónicas de los diarios La Nación y Clarín, organizadores de la expo, solo los bancos colocaron más de $ 20 mil millones en créditos para compra de maquinaria agrícola, y a eso hay que sumarle las operaciones de las fábricas con financiación propia.

 

Si bien no podemos corroborar con certeza ciertas cifras, hay testimonios de empresas, que deben ser tenidos en cuenta. La sanfrancisqueña Akron entregó decenas de presupuestos, vendió 27 equipos, en extractores y embolsadoras no tiene entrega hasta en 60 días, y en tolvas de 34 tns no tiene disponibilidad hasta julio. La varíllense Pauny alcanzó las mil solicitudes por compra de tractores con créditos del Banco Nación.

 

La fábrica santafesina Crucianelli hizo más de 200 presupuestos por sembradoras. Todo esto no es fruto de la casualidad, ya que el 2016 fue un año récord en venta de maquinarias agrícolas (U$S 1.800 millones), después de varios años muy complicados. Las sembradoras lideraron el rubro con un incremento en las ventas de unidades del 62 %, seguidas por las pulverizadoras autopropulsadas con un 41 %, las cosechadoras con 38 %, los equipos electrónicos con el 35 % y los tractores con el 27 %. Hay que recordar que en la campaña 2015/16 se obtuvieron rindes excepcionales, y los agricultores sembraron con un dólar a 9 pesos y cosecharon con un dólar de 16 pesos, sumado a la reducción de las retenciones y la apertura de exportaciones de trigo y maíz.

 

Esta situación favorable en el sector de la agricultura, impactó de manera positiva en el sector pecuario, donde la producción porcina continúa con un crecimiento del 6 % y la carne bovina presenta cambios profundos de su sistema productivo con fuerte evolución de los feed-lot y el aumento significativo del peso de faena.

 

Por eso el Presidente Mauricio Macri pasó por la feria y les pidió a los productores que reinviertan las ganancias para generar empleo, que el Gobierno acompañará con el mayor plan de infraestructura y transporte de la historia.

 

La buena noticia es que una gran parte del campo argentino comenzó a girar la rueda, aunque no debemos perder de vista que la lechería y la mayoría de las economías regionales, continúan con los pies en el barro. Incluso, deberemos estar atentos sobre la posibilidad de una nueva crisis en el agro norteamericano, ya que los excedentes de granos, la baja del precio de los commodities, y el aumento de los costos en dólares, están generando una fuerte caída en la rentabilidad, que está dejando fuera del sistema a cientos de farmers en los cinturones agrícolas.

 

La realidad de nuestro país indica que las primeras medidas adoptadas por Macri al asumir la presidencia, salvaron del quebranto a miles de agricultores que estaban con márgenes negativos. Pero que el árbol no tape el bosque, porque serán necesarias medidas más profundas y menor presión fiscal para que la historia no se repita otra vez, y los peces más grandes se terminen comiendo a los más pequeños.

 

 



Tags: ,